Vinaora Nivo SliderVinaora Nivo SliderVinaora Nivo SliderVinaora Nivo Slider

El peor delegado de SAGARPA que ha tenido Sinaloa

carton diciembreLos Mochis, Sinaloa 16 12 2016.-“A nosotros no nos toca hacer un juicio de esa naturaleza…es muy claro que hay una percepción diferente como en cualquier proceso”. Así respondió el delegado de SAGARPA en Sinaloa Alberto Uc Hernández ante pregunta expresa de este medio sobre que opinaba ser considerado por los productores agrícolas como el peor delegado de esa dependencia que ha tenido Sinaloa.

“Sino pregúnteles a quienes se les ha otorgado apoyo para un tractor o uno de los 25 sistemas de riego que hemos entregado”, aseveró el funcionario. Claro está que entre sus amigos de la sección agronómica “el tuerto es rey, tal como si estuviera en tierra de ciegos”.
No podrían ser de otra forma más que con dádivas y regalos que pudiese conseguir cobijo un personaje de tan pobre desempeño.

Y es que desde su llegada a la entidad solo ha dado atole con el dedo a los productores agrícolas, llámense maiceros, trigueros, sorgueros, temporaleros, etc, etc. quienes ya no le creen ni el bendito. Comparado con un verdadero “Merolico” que con pura verborrea quieren sacar avante su labor al frente de una dependencia tan importante en Sinaloa, como es la delegación de SAGARPA.

Querer venir como en tiempos de la conquista española a los aztecas a vender espejitos sobre una abundancia inexistente, sobre políticas agropecuarias erróneas y querer venderlas como la última panacea no merecen otro calificativo mas que el que los “compas” del campo tienen de él.

Es tan paupérrima su labor, que ha hecho brillar a personajes tan corruptos como Rolando Zubía o el mismo Jorge Kondo.

Los tiempos actuales de la agricultura moderna requieren funcionarios de acciones y no solo de buenas intenciones y discursos huecos. En Sinaloa como Sonora, Tamaulipas, Chihuahua, Jalisco y Baja California se desarrolla desde hace décadas una agricultura comercial que no se puede medir con la misma vara que se mide a los productores del sureste mexicano quienes practican una agricultura de subsistencia. No obstante se necesitan de esquemas que se adecuen al sistema que predomina en la zona reconocida a nivel nacional como el granero de México.

Claramente el asunto del campo no puede resolverse solo con subsidios, sin embargo la forma en la que se dictan los precios de los granos desde un escritorio tampoco dejan opciones rentables a los productores. Imposible que se siga permitiendo a los industriales dictar el precio de los productos del campo y no que sean los mismos agricultores quienes le pongan precio a sus productos, adecuándose a la ley de la oferta y demanda.

Urge un nuevo modelo de agricultura en México, en especial la comercial. Desde 1988 cuando se firmó el tratado de libre comercio con Canadá y EUA, al campo mexicano no le ha ido nada bien. Ciertamente el gobierno puso fin a los monopolios del estado como CONASUPO, sin embargo dio paso a los monopolios y oligopolios particulares como MASECA, MINSA, CARGILL, MONSANTO, PIONEER, NESTLE, BACHOCO, LALA, PEPSICO entre otros.